¿PARA QUÉ DEFENDER? Segunda jornada Cadete Masculino de Primera

CB LAVIANA 83 vs 72 IES ELISA Y LUIS VILLAMIL 18 de noviembre del 2016

¿PARA QUÉ DEFENDER?

Empieza el coche y ya se ve casi de inicio que va a ser un duelo de pistoleros. Los equipos intentan subir líneas, pero olvidan, ambos, el balance defensivo. Los primeros en detectarlo son los visitantes, pero no tardan en perder esa primera ventaja, por un motivo claro: defienden menos y peor. Los de Laviana ganan la espalda y generan espacios claros para doblar y soltar el balón, mientras que los veigueños quieren correr y anotar siempre sobre bote y soltarla cuando ya se la comen. Así, a la carrera, entre despistes defensivos, bandejas, y fallos groseros, el marcador se dispara. Nadie se acobarda, no hay ataques lentos, y apenas circulación. En este caos, sacan ventaja los locales algo más organizados y obedientes. El 24-18 lo dice todo.

El segundo cuarto es calco del comienzo del primero. Canastas de Vegadeo, y pronta reacción de Laviana para generar la primera ventaja importante, con un 12-0 y 14 arriba. Los errores defensivos visitantes son constantes. No hay ayudas, defensa del 1×1, bloqueo de rebote, ni tensión ninguna. No hay movilidad. Sólo juega el que tiene el balón. Así, en ese dejarse llevar y reaccionar tarde, y mientras los locales anotan a placer, la diferencia se mantiene, en espera de ver si algo cambia.

Tras los vestuarios se confirma el desastre. Los de la Pola tienen más ganas y deseo, quieren ganar y luchar. Rompen el partido y se van 20 arriba, sin atisbo de reacción, sin vislumbre de orgullo. Y en esa dinámica, de repente, como si hubiesen cambiado los jugadores en pista que estaban siendo arrasados, Vegadeo reaccionó. Una presión individual a la desesperada en toda pista, donde no permiten al balón avanzar en bote, y tapando líneas de pase, cortocircuita a los locales. Que pierden balones. A base de esos robos vienen las canastas a la contra, y la remontada. Con un 0-18 en apenas dos minutos y medio. ¿Dónde estaban estos jugadores antes? ¿Y dónde fueron luego? Se sitúan a dos, pero nos se confirma la remontada, y eso quita parte del miedo al equipo que ha perdido la ventaja, que consigue ganar aire con varias canastas y recuperar un margen de 10, mientras Vegadeo recupera la actitud inicial y pasiva, individualista. 10 minutos por delante donde todo puede pasar.

Pues en ese cuarto decisorio, no hay color. Vegadeo ya no presiona igual, va a robar y no recupera, ya no es el esfuerzo colectivo. Y siguen regalando canastas y segundas y terceras (y hasta seis tiros en una posesión tras rebote de ataque) oportunidades. Con todo, mantienen un tira y afloja por mantener una esperanza no merecida, llegando a estar a 6 y restando 4 minutos. No es posible, no hay lectura de juego ni toma de decisiones, que sí opción desaprovechada. Laviana lo merece más y gana con justicia.

Desastre. Hoy perdimos en un día los conceptos generados y ganados en año y medio. En defensa, paso de caída, conceder el bote sin presión al balón, permitir la penetración y perder en todos los 1×1, no hacer ayudas, no hablar, no cerrar el rebote, no ganar balones sueltos, reaccionar y llegar tarde… Y así hasta acumular casi todos los errores posibles, con una increíble (porque no es lo normal en el equipo) falta de aptitud y ánimo. Para atacar, los contraataques y las superioridades se resuelven mal, o porque vamos al choque, porque nuestros tiros son forzados, porque soltamos el balón tarde o no lo soltamos. Porque preferimos tirar a doblar. Porque los jugadores sin balón no crean espacios ni son líneas de pase ni generan dudas a la defensa. Porque los pases son mal seleccionados y en movimiento. Porque se acumulan las pérdidas, incluso en saques de banda o fondo sin oposición. No diré más.

No fue el día. No es excusa ser 7. No tiene nada que ver. Corremos y corremos mal. Decidimos peor. Es un día. Este no es el equipo real, y aprenderemos de la derrota. Porque, con sólo 3 minutos de compromiso y juego real, de dar una versión más aproximada de lo que somos y podemos ser, pudimos ganar con recursos y holgura. No tocaba y no merecimos. Que no caiga en saco roto esta lección. Que no suceda de nuevo.

IES Elisa y Luis Villamil: *2 Lucas (18); *5 Dani (10); *11 Matías (2); *14 Manel (12); 15 Richard (0); *35 Nico (28); 41 Álvaro (2). 4 de 15 tiros libres, 0 triple anotados, 14 faltas cometidas. Sin eliminados.

CB Laviana: *4 Suarez (17); *5 Del Río (8); 6 Alonso (2); *8 Begega (5); 9 León (8); 10 Camblor (0); 11 Romero (15); 12 Palenquent (2); *13 Pérez-Mancebo (8); *14 Jiménez (6); 15 Rodríguez (10). 3 de 10 tiros libres. 2 triples anotados, 18 faltas señaladas. Jiménez eliminado.

Parciales: 24-18; 16-11; 24-25; 19-18.

Árbitros: Álvarez J.J. y Arca C. Mesas: Suarez.

Incidencias: Partido disputado el viernes a las 19 horas en el Polideportivo Municipal de Pola de Laviana.

Publicado en: Cadete

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

Próximos partidos

Histórico